sábado, 24 de mayo de 2014

Harry Styles "Summer Love"

Eran las cuatro de la tarde cuando Perrie entró a mi casa. Me sonrió y le devolví la sonrisa hasta que me dolió la mandíbula. Me revolvió el pelo pelirrojo con una mano y yo se la aparté de un manotazo.
- ¡Ey! - dijo Perrie - ¿Y esa agresión?
- ¿Porque te apetece tocarme el pelo justamente hoy, Perrie? Sabes que esta noche es importante  para mi.
- Estás graciosa cuando te enfadas - dijo ella soltando una carcajada.
Me giré para mirarla. Había sido mi mejor amiga des de que tenía uso de razón. Según mis padres, nos conocimos cuando teníamos cinco años en un parque, aunque yo no me acordaba de ese día.
Ella siempre había sido un gran apoyo. Esa clase de personas en las que puedes confiar. Que sabes que siempre estarán alli para ti. Ese era mi mejor amiga. Perrie Edwards.
Siempre había dicho que nunca tenías que depender demasiado de una persona porque no podías saber que día te iba a fallar. Yo sabía, que si Perrie me fallaba en algún momento, no podría seguir adelante.
- ¿A que hora vendrá a buscarte? - preguntó Perrie al ver que estaba completamente despistada.
- Dijo que estaría aquí a las ocho. ¡Dios Perrie solo quedan cuatro horas! ¿Y si no le gusto?
- No te hubiese vuelto a llamar - contestó ella mirando su teléfono.
- ¿Y si se decepciona porque piensa que en las fotos salgo mejor?
- Siempre has sido muy poco fotogénica, Mandy. Es imposible que salgas más guapa en fotos que en la vida real.
- Vaya gracias, mejor amiga - le dije con clara ironia -. Ahora me pones más nerviosa.
- Si querias a aguien que te animase haber llamado a Niall. Yo te digo la verdad. Va a salir todo bien, Mandy.
- Espero. ¿Crees que estará muy cambiado?
- Teniendo en cuenta que no os veis des del verano, tal vez si. Pero en cuatro meses tampoco se puede cambiar mucho. Pero dime como fue. ¿Te llamó, os encontrásteis, te mandó un mensaje?
Sonreí recordando lo feliz que había sido dos días atrás, cuando el me volvió a llamar después de cuatro meses.


Flashback

Tenía sueño, y el teléfono hacía cinco minutos que no paraba de sonar. La canción de Talk Dirty había empezado a sonar ya como veinte veces hasta que me salí de la cama y fui hacía la cocina, dónde había dejado el teléfono la noche anterior.
¿Que clase de persona llamaba a esta hora? Es decir, para una persona normal esta era una hora normal para levantarse, pero para mi, las once y media era temprano. A demás como mi madre estaba de viaje y mi padre trabajando pues nadie me podía levantar.
Fui hacía la cocina y busqué el teléfono, llevándome una mano a la cabeza. No recordaba en que parte lo había dejado... Vamos Amanda, piensa piensa. ¡Ah si! En la mesa principal. Fui hasta ella y allí estaba mi preciado teléfono, con más de veinte llamadas perdidas de un mismo número. Pero ponía número privado así que mi ilusión se fue a la mierda. No podía rellamar a un número privado y me enfadé. Me había hecho levantarme de... ¡Ah! ¡Está sonando!
- ¿Si? - dije corriendo nada más descolgar. Luego pensé que tal vez había sido demasiado rápida en cogerlo.
- ¿Amanda? Hola, soy Harrry Styles.
Se me cayó el teléfono al suelo pero enseguida me agaché para cogerlo de nuevo,
- ¿Harry Styles? Em... No consigo recordarte - mentí. Y tanto que lo recordaba.
- Soy el nieto de los vecinos de tus abuelos. En el pueblo.
- ¡Ahhh, si! Ya me acuerdo de ti - dije sin parecer una desesperada.
- Oye, lo siento.
- ¿Lo sientes, porque?
- Te dije que te llamaría y no lo hice.
- ¿Lo estás haciendo, no? - dije y escuché su risa al otro lado del teléfono.
- No es lo mismo. Pero me alegro que mantengas tu sentido del humor - dijo y carraspeó -. Entonces, ¿quedamos mañana?
- Claro.
- En el parque que está cerca del London Eye. A la entrada.
- Allí estaré. ¿A las ocho?
- Alli te espero.
Y colgó.

Fin del Flashback


- Que mono - suspiró Perrie.
- No estoy para monerías ahora mismo. ¡Estoy desesperada!
- Nunca te había visto así por un chico con el que, según tu, solo habéis hablado. Dime la verdad, Mandy, ¿pasó algo más ese verano, verdad?
- Bueno, puede que pasase algo una noche en medio de una cita en la playa - contesté evitando su mirada.
- ¡Que fuerte tía! ¡Te acostaste con el Harry y no me lo contaste! - gritó ella -. No sé si reír o llorar - dijo mirando hacía arriba.
- ¡Perrie! Calla y ayuda - grité riendo.



Cinco horas después

Pasaba una una hora de las ocho y Harry no había aparecido. ¿Dónde estaba ese chico? Yo cuatro horas preparándome y el no se digna a venir.
Me  levanté del sofá y me miré al espejo. Tenía un enorme grano en la parte superior de la cabeza, que ni con maquillaje había conseguido taparlo, pero no era fea.
El vestido era de Perrie. El maquillaje de Perrie. Y la rizadora de pelo, también era de Perrie. El pintalabios no, ese era mío. ¡Yuhu!
El teléfono sonó de golpe y corrí a buscarlo hasta que... PUM.
Malditos tacones... Iba a matar a Perrie por dejármelos.
- ¿Si? - dije intentando controlar mi respiración.
- Amanda Williams - dijo una voz que no reconocía.
- Si, soy yo. ¿Ha ocurrido algo?
- El señor Harold Styles ha tenido un accidente de coche. La llamamos a usted porque era la última en sus últimas llamadas. ¿Es familiar del señor?
- Y-yo, n-no.
- Le estaríamos agradecidos si avisara a algún familiar.
- C-claro pero, ¿d-dónde esta? - pregunté sitiendo como me quedaba sin aire.
- Hospital Tres Torres - dijo y colgó.
Lo primero que pensé al colgar es que el hombre había sido un verdadero borde. Luego pensé en Harry y en que tal vez esa era la última vez que lo veía.



Veinte años más tarde

- Mamá, ¿quien es Harry Styles?
Hacía quince años que nadie pronunciaba ese nombre, y al escucharlo de la boca de mi hija, dejé de cortar las verduras de golpe. Sentí que me quedaba sin respiración, y que era incapaz de hablar, como pasó el día que me llamaron diciéndome que Harry había tenido un accidente.
- ¿Como dices? - pregunté secándome las manos.
- Era un mensaje de la tía Perrie. Ponía que hoy Zayn y ella iban al cementerio a ponerle rosas a Harry. Le contesté, que Harry, y me dijo "Harry Styles, estúpida. No bromees con eso."
- Primero - dije intentando parecer calmada -. Nunca. Jamás. Vuelvas a cojer el teléfono. Soy tu madre, no tu amiga a la que le cotilleas el móvil, ¿entendido? Segundo, no es tu problema.
- Bueno, tal vez papá me conteste - dijo saliendo de la cocina.
- ¡Jamie! - le grité -. Ven aquí.
Mi hija, quien por cierto era mi viva imagen cuando tenía quince años, se giró con una sonrisa victoriosa y me miró. También había sacado mi carácter. Era calculadora y le encantaba meter en líos a la gente. Era experta sonsacando cosas.
- Siéntate.
- Escucho mamá.
Le explique todo lo que pasamos Harry y yo, omitiendo detalles que estaba segura de que ella se imaginaba. Tenía quince años, no tres.
- ¿Y que pasó en el hospital? - dijo con los ojos vidriosos. Se había emocionado.


Flashback

- ¡Perrie, Zayn! ¿Y Harry? - pregunté cuando llegué corriendo al hospital.
- Mandy... - dijo ella llorando y abrazándome.
- ¡No...! No por favor - susurré.
- Está dentro. En coma. Puede que te oiga - me dijo Zayn.
Asentí y entré a dentro. Y allí estaba él. En una camilla, con una bata de hospital y con un mascarilla dándole el oxigeno que no tenía. Me senté a su lado y cogí su mano. Sentía la máquina que marcaba los latidos de su corazón de fondo. Iba despacio. Muy despacio.
- Hola Harry, ahora veo porque has llegado tarde a nuestra cita eh - dije tratando de ponerle un poco de humor a la situación pero no pude aguantar mucho -. Por favor Harry, necesito que te despiertes. Tu sabes lo feliz que me puse cuando me llamaste. Me debes una cita, no puedes dejarme sin ella. Llevo des del verano esperando ese mensaje tuyo, y cuando lo tengo decides que es hora de quedarte así. No, Harry, no. Necesito que me despiertes cada mañana con un beso tuyo. Necesito que me mandes un mensaje de buenas noches, princesa. Que me lleves el desayuno a la cama después de haber hecho el amor por las noches. Quiero poder contarte todo lo que me pasa y que tu estés allí para esucharme. Necesito que me hagas la comida cada día, cada noche y que veamos los partidos de los Lakers en la tele. Que me abraces cuando me de miedo una película y que te rías conmigo cuando veamos los programas de la 5. Necesito que despiertes Harry. Quiero decirte todo lo que no fui capaz de decirte en verano - dije llorando.
Y entonces, puedo jurarlo por quien sea, que lo sentí. Sentí como su mano apretaba débilmente la mía y volvía a su estado anterior. Esperaba que esto fuese como en las películas o los libros, dónde después de decirle todo lo que sientes, el chico se despierta. Pero no. Esta vez no.

Flashback



- Después de cuatro años en coma, Harry pensó que había vivido lo suficiente y murió en el hospital. Hoy hace veinte años de esto.
- Pero no lo entiendo mamá - dijo llorando como una madalena -. ¿Porque llegó tarde?
- Me estaba comprando unas flores. Margaritas - especifiqué -. ¿Sabes el cuadro que hay en la entrada?
- ¿Esas flores que parecen aplastadas por un todoterreno?  - preguntó Jamie.
- Esas son las flores que Harry me había comprado. Estaban en el coche cuando hubo el accidente. Pedí que las secaran y las emmarcamos en ese cuadro.
- Dios mamá. Yo quiero una historia como la tuya.
- No Jamie, jamás digas eso. Me costó diez años de psicólogo y mucha fuerza de voluntat para superar la muerte de Harry.
- ¿Y papá?
- Sabes que quiero a tu padre mucho, pero a Harry lo amaba. Y nadie ha podido igualarlo jamás, mi amor.
- Dónde quiera que esté Harry, estoy segura de que estará muy orgulloso de ti, mamá - dijo Jamie abrazándome y saliendo de la cocina.
- Yo también lo creo - susurré cuando ya se había ido.







Hola chicas!

Enserio soy horrible, la peor persona del mundo. ¡2 meses sin subir! Que alguien me mate enserio.
Bueno, este no es mi mejor One Shot ni de lejos, a demás Harry no sale como personaje personaje. Lo siento si a alguien no le guste, a mi personalmente, me gustan más otros pero bueno, he intentado hacer un bueno One Shot.
El próximo no tardará tanto porque ya tengo la idea así que no tendréis que esperar tanto.
Muchas gracias a las que comentáis siempre!

Os quiere <3

Marina xx

3 comentarios:

  1. Tienes mucho talento sigue escribiendo me gustan mucho tus one shots
    one kiss ♡

    ResponderEliminar
  2. ¡Holaa! Me encanta tu blogg, nos dejarías publicar tu one shot? (Con tu nombre y tu enlace a tu blog, por supuesto, todos los derechos son tuyos, en ningún momento queremos adueñarnos de tu historia.) (; Un beso ♡

    ResponderEliminar